ADIÓS A LA SEQUEDAD VAGINAL

La sequedad vaginal es un problema común en la población femenina, pues afecta a más de 14 millones de mujeres mayores de 18 años.  Se caracteriza por la falta de lubricación en la vagina y es consecuencia del descenso en la cantidad de fluidos en la misma. Generalmente se asocia al período menopáusico como consecuencia de la atrofia vulvovaginal, pero lo cierto es que puede darse tanto en mujeres en edad fértil (15%) como en  mujeres menopáusicas (60-80%).

Es una alteración que por su localización causa cierto pudor, por lo que muchas no acuden a los especialistas en busca de un tratamiento. Además, la sequedad vaginal va ligada frecuentemente a picor, irritación, ardor en la zona genital, dolor durante el coito (dispareunia), dificultad para alcanzar el orgasmo y mayor incidencia de cistitis e infecciones vaginales. Lo cual en ocasiones supone el cese de las relaciones sexuales, problemas con la pareja y deterioro de la calidad de vida de la mujer.
 

¿QUÉ CAUSA LA SEQUEDAD VAGINAL?

La salud vaginal es muy importante para la salud de la mujer. Por eso, cuando aparecen molestias vulvovaginales es necesario hacer un buen DIAGNÓSTICO e identificar las causas de la sequedad vaginal que en este caso pueden ser muchas.

CAUSAS SEQUEDAD VAGINAL gris

Pincha en la imagen para verla en grande y poder leer las causas de la sequedad vaginal.

 

¿QUÉ PUEDO HACER PARA TERMINAR CON LA SEQUEDAD VAGINAL?

En primer lugar, es importante que visites a tu médico, matrona o ginecólogo para que te examine y estime tus niveles de estrógeno y progesterona. Una vez hecho esto, ya puedes ponerte manos a la obra con las siguientes RECOMENDACIONES:

1. SIENTE EL PLACER

¡Darle vida a la vagina es un punto clave!  Para ello la mejor opción son los ORGASMOS, que generan una contracción involuntaria de las paredes de la vagina y con ello un mayor aporte sanguíneo, lubricación e hidratación de las paredes vaginales. Así pues, la masturbación -con o sin ayuda de juguetitos sexuales (por ejemplo vibradores)- y el coito con penetración son muy buenas herramientas para mejorar la elasticidad tisular y vaginal, y aumentar la lubricación.

También son una buena opción los EJERCICIOS DE KEGEL, que a través de la contracción voluntaria de la musculatura del suelo pélvico (el músculo elevador del ano, concretamente) mueven desde el exterior las paredes de la vagina, estrechando la cavidad vaginal en cada contracción. Además los ejercicios perineales también mejoran la sensibilidad y la percepción del periné, favorecen la obtención de mayor placer en las relaciones sexuales, y ayudan a mantener los tejidos perineales en buen estado.

 2. DEDICA TIEMPO A LA EXCITACIÓN

Disfruta de los juegos preliminares. Prolonga el tiempo de los abrazos, besos y caricias antes de la penetración. Pues cuánto mayor sea la excitación sexual más se llenarán las paredes de los órganos sexuales de sangre, hidratando y lubricando la cavidad vaginal. Los jueguecitos previos también te ayudarán a mejorar la elasticidad de los tejidos vaginales y prepararlos para el coito.
 

3. ¡MUÉVETE!

Haz ejercicio, ¡nada de quedarse en el sofá viendo la tele!. El organismo funciona mejor cuando hay actividad aeróbica o anaeróbica de forma regular, y todos tus sistemas responderán mejor si te ejercitas de forma periódica.

 

4. ¡HIDRÁTATE!

Incrementar la ingesta de agua es indispensable para conseguir una buena lubricación vaginal. Si tu cuerpo está bien hidratado, tu periné también lo estará. Por ello es importante beber como mínimo unos 2 litros de agua diariamente.

 

5. CUIDA TU PERINÉ

Evita agresiones externas que alteren la mucosa vaginal. Para ello es importante llevar una correcta higiene íntima, haciendo uso de jabones que no irriten la piel y que hidraten la zona vulvar. También puedes reemplazar la ropa interior sintética (de nylon) y ajustada por otra de algodón más holgada. Igualmente se debe evitar el uso de desodorantes y protectores vaginales, así como la práctica coitos traumáticos o dolorosos.
 

6, REDUCE EL ESTRÉS

Recuerda que el nerviosismo, la ansiedad y el estrés son responsables en muchos casos de una disminución de la lubricación vaginal. Así que relájate, toma un baño antes de irte a dormir, escucha un poco música y seduce a tu pareja.

 

COMPLEMENTA TU LUBRICACIÓN CON…

Si con las recomendaciones anteriores no consigues lubricar lo suficiente, puedes hacer uso de geles lubricantes  o cremas hidratantes.

  • Los lubricantes han demostrado ser eficaces en el alivio de la sequedad e irritación vaginal a corto plazo y deben aplicarse frecuentemente con el fin de proporcionar un alivio más permanente, además requieren de una nueva aplicación antes del coito.
  • Por otro lado, la crema hidratante  proporciona un alivio más duradero (a largo plazo) de la sequedad vaginal. Ambos puedes encontrarlos en las farmacias y grandes almacenes.

Además, cuando acudas al médico o especialista, es posible que te prescriba hormonoterapia estrogénica. Existen diversos estudios que han demostrado que los estrógenos vaginales en dosis bajas son efectivos para tratar la atrofia vaginal (propia de la menopausia), mejorando los síntomas de sequedad, picor, ardor, dispareunia, infecciones urinarias recurrentes,  la urgencia y frecuencia urinaria. Todos los estrógenos vaginales en dosis bajas, son igualmente eficaces. No obstante, algunos estudios han observado que el  suplemento hormonal estrogénico aumenta significativamente el riesgo de padecer cáncer de mama. Por lo que recomiendo que consultéis al medico los posibles efectos adversos de este tratamiento.

©misuelopelvico.com

Un comentario en “ADIÓS A LA SEQUEDAD VAGINAL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.